HABITOS POSITIVOS fácil en 21 días

HABITOS POSITIVOS cómo adquirirlos
(espirituales, físicos y mentales), de manera fácil y ordenada, en 21 días.

Traigo una propuesta para hacer que integres en tu vida nuevos hábitos muy positivos.

Los hábitos, una vez adquiridos, no te exigen ni esfuerzo ni atención y crean y atraen frecuencias similares.

Y mi propuesta es hacerlo poco a poco, (accesible a tu momento), ya que los pequeños pasos continuados recorren mayores distancias.

Te va a resultar fácil y bonito.

¿QUÉ VAS A CONSEGUIR?

1   Lo notarás en tu cuerpo, en tu mente y en tu alma.

2   Aumentarás tu nivel de satisfacción contigo mismo/a y por lo tanto, tu calidad y experiencia de vida.

3   Tu nivel de consciencia se irá ampliando más y más, y empezarás a ser cada día más capaz de observarte en la vida en actitud serena.

¿EMPEZAMOS?

Para arrancar he creado un breve listado de hábitos positivos variados: espirituales, físicos, mentales etc… Seguro que algunos de ellos ya los tienes incorporados. Pero verás que hay otros que no y que te gustaría adquirir.

Te lo voy a plantear en 3 pasos porque parece que de esa manera se nos hace todo más sencillo.

PASO 1

Mira este listado y elige el nuevo hábito que quieres incorporar a tu vida

Ojéalos todos y elige el hábito y la frecuencia que te apetece añadir a tu vida.

Ponte metas sencillas, que sientas viables para tí en este momento. Es mejor empezar por algo accesible y lograrlo, que elegir algo más complejo y abandonar a los días.

Loa malos hábitos se instauran por muchas razones siendo una muy común la dejadez. Es en este punto donde queiro que pongas mucha atención. La “supuesta” dejadez, o pereza, o falta de voluntad, o de disciplina, no suelen ser tales sino que son más bien miedos y resistencias camufladas…

Estar atenta/o a estos hábitos “rebaño” que yo llamo, o sea, hábitos que hace todo el mundo, tienen un precio muy alto. No son más positivos porque los haga todo el mundo. Y van a expresarse en tu experiencia de vida robándo mucha calidad.

Puedes elegir cambiar alguno de esos hábitos no tan interesantes para reemplazarlo por alguno del listado.

Hábitos positivos saludables

 

PASO 2

Busca trucos para acordarte de tu nuevo hábito

La idea es que cada día y siempre que te haga falta lo tengas en tu cabeza. Es algo nuevo por lo que necesitarás poner atención en ACORDARTE de ello para hacerlo.

Es posible que sea necesario colocarte notas recordatorias: en tu dormitorio, en el espejo del baño, en la pantalla de tu ordenador o tablet, en la portada de tu agenda, en la mesa de trabajo… incluso escribirte una letra en la mano para así acordarte de que quieres integrar ese hábito. Por ejemplo las letras NH de Nuevo Hábito.

Busca trucos para acordarte. Es importante.

Digamos, por ejemplo, que quieres empezar a meditar por la mañana. Podrías necesitar escribirte en un folio bien grande la palabra MEDITACION y colocarlo a mano en tu cuarto, porque así al verlo cada mañana es difícil que te eches a la vida habiéndolo olvidado. O crear un pequeño altar (una vela, un imagen de equilibrio o paz, una figura de un buda, etc) frente al cual te sentarás a meditar y, que lo veas al levantarte. Ponte el reloj un tiempo antes del habitual para levantarte. Te resultará fácil integrarlo.

Si lo que quieres integrar es “alegrarte cada vez que pagas una factura” para reemplazar el hábito de sentirte mal, quizás necesites un objeto en tu mano (una pulsera, un lazo) para llevarlo siempre contigo y al verlo te acuerdas de este cambio de actitud. Al repetir este pensamiento  y actitud cada vez que ves el objeto y cada vez que pagas una factura o una compra, lo estarás consolidando en tu cerebro y, al cabo de 21 días, ya lo tendrás reprogramado, automatizado y puedes pasar a incorporar otro nuevo.

PASO 3

Plantéate en cuanto tiempo quieres convertirlo en hábito automático.

Hay hábitos simples que quizás no necesiten mucho tiempo para acostumbrarnos pero, en general, se requiere de un mínimo de 21 días para que un nuevo patrón, conducta, hábito o cambio arraigue en el cerebro.

Así que una vez has elegido tu nuevo hábito, has de ponerle atención sólo durante 21 días tras los cuáles lo habrás implementado. ¡Lo habrás programado en el cerebro!

Con la ayuda de objetos o notas recordatorias esto resulta fácil y divertido además de muy gratificante y satisfactorio.

Cada 3 semanas podrás ir incorporando nuevos hábitos positivos

Incorporar a tu cotidianeidad más y más hábitos positivos te va a facilitar ser cada día más consciente, estar más en paz, capacitarte para vivir la vida con más distancia, más inteligencia y más amor. Responder a la vida en lugar de reaccionar a ella. Hay una gran diferencia. Estar en ella y vivirla con serenidad y sabiduría es algo que hay que trabajárselo. Y los hábitos, al ser conductas automáticas y repetitivas, tienen mucho poder de creación y atracción de tus experiencias de vida.


En las siguientes semanas iré posteando artículos específicos ampliando la información sobre algunos de los hábitos concretos para que puedas integrarlos en todo su potencial.

Por ejemplo DECRETAR. Quizás algunos de vosotros no sepáis a qué me refiero o cómo hacerlo de manera ágil, fácil y potente. De momento elige otros hábitos que comprendas y espera a que te hable específicamente de los que no comprendes en los próximos posts.


Esto y mucho más… lo ponemos en práctica y seguimiento cada lunes en nuestro Taller de Poder de los lunes de 19:00 a 21:00 hs.

Si sientes que es tu momento… apúntate : )
llama al: 635 48 43 74


Deseo os sirva como siempre me ha servido a mí.

Con mucho cariño,

Ana

Por | 2018-06-11T20:54:17+00:00 marzo 2nd, 2017|Categorías: General|Sin comentarios

Deje su comentario